Category

Problemas dentales niños

Dentición mixta y mordida cruzada anterior

Dentición mixta y mordida cruzada anterior

By | Dentición, Mordida cruzada, Problemas dentales niños, Salud bucal, salud dental | No Comments

Dentición mixta y mordida cruzada anterior

Paciente de 9 años de edad con dentición mixta y mordida cruzada anterior. Se le realizó una primera fase de ortodoncia interceptiva, donde se le colocó un placa de expansión removible con levantes de mordida en la arcada superior. Al cabo de 9 meses se consiguió descruzar la mordida.

Posteriormente cuando erupcionen caninos y premolares es posible la colocación de aparatología fija multibracket para conseguir el alineamiento dentario de la dentición permanente.

Radiografía de un canino incluido

Canino incluido

By | Problemas dentales niños, Salud bucal, salud dental | No Comments

Canino incluido

  • Paciente de 12 años de edad con canino #13 incluido que acude a consulta para tratamiento de ortodoncia.
  • Realizada interconsulta con ortodoncista se decide llevar a cabo exposición quirúrgica del canino para tracción ortodóntica.
  • Intervención bajo anestesia local, incisión, despegamiento mucoperióstico y ostectomía para exponer la corona del canino.
  • Cementado del dispositivo de tracción en la corona del canino con composite fotopolimerizable.
  • Realización de una ventana en la fibromucosa palatina con bisturí eléctrico.
  • Tracción ortodóntica del canino, para llevarlo a la arcada, tras varios meses de tracción.
morder-uñas

¡Deja de morderte las uñas!

By | Problemas dentales niños, Salud bucal, salud dental | No Comments

¿Te muerdes las uñas? Pues esto te interesa. Como expertos en salud periodontal en Asturias, debemos advertirte de las desagradables consecuencias que este hábito tiene en nuestra boca. Más allá de los problemas que pueden presentarse en nuestros dedos (afecta a la cutícula, que protege a la uña de bacterias y hongos), también debemos tener en cuenta las afecciones que pueden experimentar nuestros dientes y encías.

Para empezar, morderse las uñas hace que nuestros dientes se desgasten más y más rápido. Los dientes incisivos, que son los ocho dientes que tenemos en la zona delante de nuestra dentadura, son los que más sufren este hábito. De hecho, de persistir en el tiempo, podríamos sufrir torceduras en nuestras dientes y precisar tratamientos de ortodoncia (en especial los niños).

Problemas en la mandíbula y mal aliento

Si eres de los que se muerde las uñas, debes saber que tu mandíbula sufrirá más de la cuenta debido a la presión que ejercemos al mordisquearlas. Esto puede degenerar en problemas severos que dificulten el movimiento de nuestra mandíbula, además de dolores y complicaciones para masticar y hablar.

Además, también podemos sufrir halitosis. ¿Por qué? Como sabes, las uñas (sobre todo si las llevamos largas) son unas de las zonas del cuerpo donde más suciedad se acumula. Por ello, al morderlas estaremos llevando todo tipo de bacterias a nuestra boca, lo que derivará en malos olores difícil de eliminar.

Los niños son los más propensos a desarrollar este tipo de hábitos. Sobre todo, cuando viven sometidos a períodos de ciertos estrés (como exámenes). Por ello, debemos evitar como sea que se muerdan las uñas. Se calcula que aproximadamente uno de cada dos pequeños se morderá las uñas durante su infancia, por lo que no debemos reparar en cuidados y, sobre todo, vigilancia.

Abandonar este hábito no es una tarea sencilla y es posible que requieras la ayuda de profesionales. Como bien sabes, en la clínica dental Blanco del campo somos una de las mejores clínicas periodontales de Asturias, motivo por el que puedes confiar en nosotros para atajar este mal hábito. ¡Llámanos!

ortodoncia infantil

Principales problemas en los dientes de los niños

By | Problemas dentales niños | No Comments

¿Tienes niños? Pues este post te interesa. Y es que es normal que nos preocupe la salud bucodental de nuestros hijos. De hecho, casi todas las cosas que escapan de lo normal suelen estar relacionadas con una patología. Por ello, te recomendamos que visites a un profesional. Una opción estupenda es recurrir a la clínica dental Blanco del Campo, donde destacamos por nuestra experiencia en salud periodontal en Asturias.

Dientes mal colocados

La mala colocación de los dientes suele estar relacionada con los problemas de respiración. Otitis, sinusitis, vegetaciones, reflujo, apneas, amigdalitis o faringitis son casi siempre una consecuencia directa de respirar por la boca y no cerrar los labios en reposo. Los primeros en sufrir son los dientes, que se colocan allí donde pueden en un hueso que se ha tenido que adaptar a la nueva forma de respirar. Un diagnóstico temprano hará que el tratamiento a realizar sea mucho más rápido y sencillo. Si buscas un dentista de niños en Oviedo, Vegadeo o Cangas del Narcea, ¡somos tu opción!

Caries

Posiblemente sea el problema más frecuente. De hecho, casi el 20% de los niños de hasta 3 años las sufren y cuatro de cada diez tengan una caries antes de cumplir los 5. Por eso, como padres, debemos revisar siempre la boca de nuestros hijos cuando cepillamos sus dientes. En caso de que veamos una mancha o agujero, es necesario acudir a un dentista para niños en Asturias. De esta forma, podremos ofrecerte soluciones muy poco invasivas y actuar de manera eficaz sobre cualquier problema.

Mala oclusión o apiñamiento

Es importante llevar a nuestros hijos al dentista en el caso de que puedan sufrir una mala oclusión o un apiñamiento de sus dientes. Es fundamental un diagnóstico y un tratamiento tempranos para evitar problemas bucodentales futuros. Una manera de detectar de manera temprana el posible apiñamiento de los dientes de nuestros hijos es revisar que exista algo de espacio entre sus dientes de leche. Los dientes definitivos ocupan más espacio, por lo que, de no tenerlo, su erupción podría conllevar problemas. Una correcta alimentación y respiración también resultan cruciales en este caso.

Traumatismos

Las caídas forman parte de todo proceso de aprendizaje. Nuestros pequeños están acostumbrados a irse al suelo cuando empiezan a caminar o a jugar con sus amigos, aunque ello también genere cierto riesgo para sus dientes. Y es que pueden sufrir golpes de todo tipo en la boca que pueden afectar al diente y generar infecciones de todo tipo. Por ello, lo primero que tendremos que hacer es lavar la boca con abundante agua y retirar la sangre que pudiese aparecer. Después, presionaremos sobre la herida para que se detenga el sangrado. Ello evitará que otras zonas de la boca pudiesen infectarse por culpa de la mucosa.

Igualmente, tendremos que ir al dentista si nuestro pequeño ha perdido su diente o parte de él. No se realizará ningún implante si se trata de un diente de leche, pero se examinará para evitar que se haya quedado dentro. Si se trata de un diente definitivo, tendremos que meterlo en leche o suero fisiológico y acudir lo más rápido posible al dentista para que se lo coloquen. Una alternativa para evitar traumatismos es utilizar protectores dentales. En especial, si hacen deporte.